UNESCO nombra a la Talavera como Patrimonio Cultural de la Humanidad

Hace unos días que la talavera de México y España fue reconocida por la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad y como mexicanos no podemos estar más felices.

Se trata de la Primera técnica artesanal mexicana inscrita, la primera del tipo binacional de México y la primera manifestación cultural transcontinental de América Latina en esta prestigiosa lista que reconoce a la Talavera de Puebla y Tlaxcala (México), y la cerámica de Talavera de la Reina y el Puente del Arzobispo (España).

Esta distinción se hace al considerar los conocimientos transmitidos de generación en generación y que marcan una constante en una comunidad específica, misma que los identifica como parte de su patrimonio e identidad.

En México se distinguen dos comunidades que elaboran Talavera: Puebla y Tlaxcala, así como dos en España, la Talavera de la Reina y El Puente del Arzobispo, en la zona de Castilla y La Mancha, que floreció en el siglo XVI y que se ha conservado hasta esta época.

Para elaborar esta técnica cerámica, se parte de la preparación de la arcilla, elaboración de las piezas, decoración, creación de pigmentos naturales, al igual que de la manipulación en el horno, que implica años de experiencia y habilidad por parte de los artesanos.

En México la tradición de la Talavera, bien podría originarse en la época prehispánica, donde hubo un gran desarrollo de técnicas en la producción, decorado y terminado de piezas de cerámica y que se vino a mezclar con las tecnologías y materiales que introdujeron los españoles en el siglo XVI.

Cabe mencionar que durante la Colonia se realizaban piezas de loza blanca con estilo español y que hasta finales del siglo XIX se les denominaría como Talavera, debido a que la técnica era originaria de Talavera de la Reina (España).

En el viejo continente, esta técnica fue influenciada por los egipcios y persas, ya que los árabes la llevaron a Marruecos y, los musulmanes a España, donde se convirtió en una tradición heredada de generación en generación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Proudly powered by WordPress | Theme: Baskerville 2 by Anders Noren.

Up ↑