¿Por qué se pone papel picado en las ofrendas del Día de Muertos?

Cada 1 y 2 de Noviembre en las casas de los mexicanos destacan entre las veladoras, las frutas y pan de muerto de los altares, unas coloridas siluetas de calacas y catrinas bailando. Se trata del papel picado, un adorno elaborado con papel de china. Pero, seguramente te preguntarás, ¿por qué se pone en la ofrenda del Día de Muertos?

Ésta forma de ornamentación se originó en la época prehispánica, cuando las culturas mesoamericanas empleaban el papel amate para realizar ofrendas a sus dioses en los templos. Los aztecas, por ejemplo, lo realizaban con morera y corteza de higuera, que daba origen a un material áspero denominado “amatl”.

En la actualidad, el papel picado, ya no es exclusivo de las celebraciones del Día de Muertos, pues está presente en los festejos de la Independencia y como ornamentación para cualquier tipo de evento popular y social.

Su significado dependerá de la persona que falleció y a quien va dirigida la ofrenda. Significan lo siguiente:

Blanco: Destinado a aquellos niños que fallecieron sin bautizar

Morado: Hace referencia al luto, inculcado por la religión católica

Azul: A quienes tuvieron una muerte relacionada con el agua

Rojo: Significa la sangre caída de los guerreros o mujeres que fallecieron durante el parto

Verde: Simboliza a las personas que murieron a edad temprana

Amarillo: Destinado a la memoria de los adultos mayores

Negro: Representa el inframundo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Proudly powered by WordPress | Theme: Baskerville 2 by Anders Noren.

Up ↑